viernes, 21 de junio de 2013

SALSA BECHAMEL


Esta rica salsa se utiliza en muchas recetas y es indispensable saber hacerla. Se puede usar mas líquida para cubrir canelones, lasaña, etc . También la puedes hacer más espesa para hacer croquetas.
Os explico dos maneras diferentes de hacerlas (con Thermomix y sin Thermomix). Hay muchas variantes y  tu  decidirás como la quieres hacer.

INGREDIENTES:

SIN THERMOMIX
2 vasos de leche (1/2 lt)
3 cucharadas de mantequilla
2 cucharadas de harina
Sal
Nuez moscada
1 cebolla (opcional)

CON THERMOMIX
50 grs de aceite de oliva
65 grs de harina
500 grs de leche ( puedes poner de soja, avena, arroz...etc)
Sal y pimienta al gusto
Nuez moscada al gusto.

ELABORACIÓN:

SIN THERMMOMIX
Pon una cazuela a fuego suave e introduce la mantequilla. Añade la cebolla muy picadita y póchala. Cuando esté blandita agrega la harina y mezcla bien hasta que esté completamente integrada.
Rehoga un poco y vierte la mitad de la leche (que esté fría) poco a poco sin dejar de remover con una cuchara de madera hasta que quede una crema homogénea.
Añade la sal y la nuez moscada.

CON THERMOMIX
Vierte el aceite y la harina y programa 2 mins, temperatura Varoma, velocidad 1.
Añade la leche y los condimentos y programa 7 minutos, temperatura Varoma a velocidad 4.
BECHAMEL SAUCE
SAUCE BECHAMEL
CURIOSIDADES
La primera receta conocida, aunque era bastante diferente de la actual bechamel, apareció descrita por
primera vez en el libro de cocina titulado Le Cuisinier Français (publicado en 1651) por el cocinero de Luis XIV,  François Pierre de La Varenne. Pero la invención de esta salsa también se atribuye al cocinero francés del duque Louis de Béchameli, financiero de las campañas bacaladeras de Terranova y  se dice que el noble la inventó para hacer acompañar al bacalao seco. Otra teoría considera que procede de una receta más antigua, llevada a Francia por los cocinero florentinos de Catalina de Médici cuando acompañaron a ésta a Francia a casarse con Enrique II de Orleans , en 1533.
La receta fidedigna acerca de su elaboración ha ido cambiando a lo largo de los últimos años.  En las recetas
de hace varios siglos desde el XVIII se mencionaba su uso como salsa de base para elaborar una Salsa Mornay. En algunas, se empleaba quesos del tipo roquefort, stilton, queso gorgonzola, fourme d'Ambert, Bleu d'Auvergne, etc.

3 comentarios:

  1. Una salsa buenisima que puedes aplicarla a muchos platos.

    ResponderEliminar
  2. buenisima y lo bien que va para tantas cosas, te ha quedado genial!
    besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. me encantan los reportajes que haces, de verdad! gracias!

      Eliminar